Aparentemente se podría pensar que no existe ninguna relación entre la periodontitis (enfermedad de las encías) y la presencia de ataques cardíacos. Pero investigaciones exhaustivas han hecho que expertos concluyan que la periodontitis puede llegar a ocasionar bloqueo arterial o incluso un accidente cerebrovascular.

La enfermedad de las encías o periodontitis es una infección bacteriana crónica que puede afectar las estructuras blandas y duras encargadas de soportar los dientes. Está muy asociada con la inflamación que ayuda a endurecer los vasos sanguíneos (aterosclerosis).

Investigadores afirman que si bien podría haber diferentes causas de hinchazón e infección que pueden afectar los vasos sanguíneos, las encías pueden ser el origen más probable. Esto se debe a que la bacteria que afecta a las encías, la P. gingivalis, también se ha encontrado en las arterias carótidas. Lo mismo sucede con la bacteria de la infección de las encías o ADN de Streptococcus sp que también ha hecho presencia en los vasos sanguíneos del cerebro.

Bajo este panorama los expertos afirman que si se logra el adecuado tratamiento de la periodontitis, es muy probable que se reduzcan los riesgos para que la persona sufra algún accidente cerebrovascular.

El vínculo

La periodontitis se relacionó con el endurecimiento de las grandes arterias en el cerebro, así como con los bloqueos arteriales. Todo ello causante de accidentes cerebrovasculares. El vínculo resulta cada vez más evidente. Por ello se recomienda tratar de manera oportuna la enfermedad de las encías para reducir el riesgo de un ataque cardíaco u otras afecciones relacionadas.

¿Qué determinan las investigaciones en 265 pacientes con antecedentes de accidentes cerebrovasculares grandes? Determinan que si bien padecían de aterosclerosis intracraneal, también fueron diagnosticados con enfermedad en las encías.

Los pacientes que padecían de enfermedad en las encías tenían tres veces más probabilidades de padecer de un derrame cerebral que puede afectar los vasos sanguíneos de la parte posterior del cerebro y que a su vez controlan la visión y las funciones corporales esenciales para vivir.

Las personas con gingivitis o inflamación de las encías, aumentaban las posibilidades de tener arterias cerebrales estrechas debido a la acumulación de placa si se les comparaba con pacientes que no tenían la enfermedad de las encías.

Lo importante de estos estudios es que los médicos relacionen de manera oportuna y preventiva la presencia de la periodontitis con las enfermedades cerebrovasculares y procedan de manera inmediata a tratar estas inflamaciones y las bacterias que las producen.

Beneficios del tratamiento de la periodontitis

Científicamente se ha demostrado que el tratamiento de estas enfermedades:

  • Estabiliza la presión alta
  • Regula el colesterol, la diabetes y factores de riesgo que pueden propiciar accidentes cerebrovasculares.

La periódica revisión de los dientes y encías para mantener la salud periodontal es esencial. No sólo por la salud de los dientes, sino para evitar cualquier complicación mayor. De hecho la enfermedad de las encías es muy común en pacientes que padecieron de derrame cerebral, donde se involucraron grandes vasos sanguíneos dentro del cerebro.

Todo indica que una inflamación local y crónica puede afectar de manera sistémica a todo el cuerpo.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja un comentario