Recuperarse los excesos de las vacaciones es una tarea que puede parecer ardua, pero con unos simples consejos es posible desintoxicarse y volver a la rutina totalmente recuperado. Las vacaciones son momentos en los cuales suele cometerse excesos en las comidas no sólo en la cantidad, sino también en la variedad. En ocasiones no se trata sólo de comer en abundancia, sino en probar platos con ingredientes exóticos que pueden terminar por afectar la salud, por la falta de costumbre del organismo de ingerir este tipo de alimentos. Además de esto, durante las vacaciones se suele comer desordenado, fuera de horario, con excesos de alcohol y grasas, entre otros. Volver a la rutina implica no sólo regresar al trabajo y al hogar, sino también retomar hábitos alimenticios saludables que permitan recuperar de a poco el peso y el bienestar del cuerpo.

Consejos para recuperarse de los excesos de las vacaciones

Tomar mucho líquido

Preferentemente se debe tomar agua, pero también se pueden incluir infusiones. Tomar al menos 1,5 litros al día ayudará a que el hígado y los riñones trabajen mejorar para limpiar los excesos de las vacaciones con respecto a la alimentación. Es frecuente que en las vacaciones se consuma menos agua de lo normal e incluso se ingieran bebidas alcohólicas. Esto puede ocasionar retención de líquidos, lo que genera molestias y sensación de pesadez. Tomar agua de manera frecuente permitirá regular el equilibrio del cuerpo e ir eliminando las toxinas que dejaron los excesos en vacaciones. En lo posible se deben evitar bebidas azucaradas, incluso las dietéticas, ya que contienen edulcorantes y no ayudan a una buena hidratación del cuerpo.

Reducir la cantidad de sal

La sal es otra culpable de la retención de líquidos por lo que, para recuperarse de los excesos de las vacaciones, puedes reducir un poco la sal de las comidas, aunque esto es un consejo que ayuda a mejorar la salud en cualquier momento. Seguramente durante las vacaciones se han cometido excesos en las comidas, probando platos con mucha sal, grasas y colesterol, por lo que una dieta reducida en sal puede ayudarte a eliminar toxinas y limpiar el organismo. Puedes reemplazar la sal con hierbas y especies para evitar consumir alimentos sin sabor. Hay diferentes alternativas que puede utilizar para combinar sabores y no extrañar la sal en las comidas.

Incorpora frutas y verduras para eliminar los excesos de las vacaciones

Otro consejo a tener en cuenta es modificar la dieta diaria para incorporar alimentos más saludables. Al menos por unos días debes consumir más frutas y verduras. Esto te permitirá regular el tránsito intestinal y recuperarte de las grasas y comida chatarra de las vacaciones. Una buena técnica que puede servir es hacer un caldo para depurar el cuerpo, a base de cebolla, perejil y apio y tomarlo antes del almuerzo y la cena. Esto ayudará a que el hígado trabaje mejor para limpiar el organismo de toxinas. Elige frutas y verduras con fibra como zanahorias, espinacas, o brócoli, que te brinden una mayor sensación de saciedad para evitar comer en exceso.

Deja un comentario

Al continuar navegando en el website acepta el uso de cookies, sino abandonelo ahora. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar